Conduciendo en la oscuridad

Dedicamos a Drive la Película del mes de enero, echadle un ojo aquí.

Driver no tiene nombre. Es un conductor especialista de cine por el día y un conductor para fugas por la noche: Driver hace lo que hace muy bien y muy rápido. Es un hierático y frío hombre que se toma sus distancias con la sociedad a través de su conversación monosilábica, su punzante mirada y su palillo en la boca. Driver se siente a gusto al volante, es su mundo, y su jefe y mentor se ocupa de conseguirle directores de cine para sus películas y criminales que necesiten al mejor conductor para sus fugas. Pero todo cambia el día que Driver conoce a la chica que vive al lado de su apartamento de Los Angeles, con su hijo y su pasado. Driver toma el volante de algo que no sabe conducir tan bien: las personas, y sus problemas. Y todo sale mal. Driver (Ryan Gosling, el hombre de moda) es el alma de Drive, la última joya del infravalorado Nicolas Winding Refn.

Drive es una pequeña gran obra: es una película de acción en la que los efectos especiales y las sorprendentes persecuciones son secundarias, en la que priman los personajes, sus relaciones, la atmósfera de la historia y su perfecto y logradísimo estilo. Ante todo, es una película de autor: algo que se agradece infinitamente. Para ella, el conocido guionista Hossein Amini adaptó la novela corta de James Sallis del mismo título en un rabioso ejercicio de talento, y sobre ese papel, Winding Refn parte del cine criminal de los años 80 y su característico estilo noir para crear una obra cinematográfica de referencia en el 2011. No inventa mucho, vale, pero a lo que enseña no se le puede reprochar nada. Drive es pura cultura pop, puro pulp y pura luz de neón. La historia de Driver y su vecina (la siempre estupenda Carey Mulligan), su mentor (el televisivo Bryan Cranston, de Breaking Bad), sus mafiosos (entre los que destaca Albert Brooks, que se está llevando premios a mejor actor secundario) y mafiosas (la también televisiva Christina Hendricks, de Mad Men), es oscura y sombría, emocional y triste, instintiva y dura, violenta y vigorosa. Aunque, es luminosa cuando tiene que serlo -la magnífica fotografía de Newton Thomas Sigel es imprescindible en el conjunto- y es envolvente e hipnotizante durante todo su metraje -la también magnífica banda sonora de Cliff Martinez, plagada de sintetizadores y salpicada de temas electropop ochenteros, ayuda, y no poco-.

Y es que, con Drive, el estupendo Nicolas Winding Refn ha llegado para quedarse. Al fin. Y lo ha hecho por la puerta grande: se ha llevado este año el premio a Mejor Director en Cannes, y está recogiendo una buena cantidad de premios en los círculos de críticos americanos y británicos tanto por la dirección como por la película. Pero este señor danés no ha salido de la nada, como parece haberlo hecho el personaje de Gosling: en los últimos años ya había brillado con Bronson (2008) y Valhalla Rising (2009), personalísimas visiones de la biografía de Charles Bronson, conocido como el preso más peligroso del Reino Unido, y la historia de un fiero guerrero vikingo tocado por los dioses, respectivamente. Apuntaba maneras. En Drive, todo está milimetrado a la perfección. Refn utiliza su talento como director de imágenes, de planos lentos y de gran fuerza visual para sacarle el mayor jugo a la historia de unos personajes que no se comunican con palabras, sino con miradas, y sobre todo, gestos -en algunos momentos, Refn debe la mala leche y violencia explícita de lo que cuenta al mejor Tarantino-. Drive es una de las mayores sorpresas de la cosecha de este año y consigue algo difícil: aunar opiniones tan dispares como la del jurado de Cannes y la de mucha, mucha, mucha gente que sale encantada tras disfrutarla en el cine. ¿Película de culto?

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s