Más melancolía (y alegría): Lars von Trier lidera las nominaciones a los Premios del Cine Europeo

Así es. Esta semana se han dado a conocer las nominaciones a los Premios del Cine Europeo, esa suerte de réplica desde el viejo continente a los Oscar que cada año galardona casi sin pena ni gloria a una serie de películas que -por norma general- gozan de mayor calidad cinematográfica que sus hermanas americanas. Este año, Lars von Trier -y eso ya dice mucho- es el máximo favorito a los premios con ocho candidaturas gracias a su última creación, Melancolía. El director danés ha conseguido el mayor número de candidaturas -entre las que se encuentran Mejor Película, Mejor Director, Mejor Actriz (tanto para Kirsten Dunst como para Charlotte Gainsbourg) Mejor Guion, Mejor Fotografía, Mejor Diseño de Producción y Mejor Editor- y ha plantado cara a sus mayores rivales, repartidos entre películas de incontestable interés y éxitos (muy) oscarizables.

Entre las principales películas nominadas destacan: la francesa El artista (The artist), de Michel Hazanavicius, la sensación del pasado Cannes al conseguir un gran éxito entre público y crítica y el premio a Mejor Actor para su protagonista Jean Dujardin (cuatro candidaturas); la belga El niño de la bicicleta, de los intocables hermanos Jean-Pierre y Luc Dardenne, que repitieron éxito en el festival francés -tras haber conseguido ya, entre otros premios del certamen, dos Palmas de Oro- llevándose a casa el Gran Premio del Jurado; la finlandesa Le Havre, del estupendo Aki Kaurismäki, que buena parte de la prensa calificó de su mejor obra y consiguió en el mismo festival el Premio FIPRESCI. Y completan la selección la danesa En un mundo mejor (Hævnen), de Susanne Bier y producida por Lars von Trier, que ya se llevó el Oscar a Mejor Película de Habla Extranjera el pasado año y la ultrapremiada El discurso del rey, de Tom Hooper, la gran ganadora de la pasada edición de los premios de la academia americana.

Una de las mayores virtudes de estos premios es que su jurado -lejos del conservadurismo algo rancio del jurado de los Oscar- permite que los títulos más aclamados por la crítica, presentados en los festivales más importantes del mundo (Cannes, Venecia y Berlín) lleguen a conseguir sus merecidísimos premios. Pero uno de sus mayores defectos son las extrañas bases de selección, que permiten que películas ya presentadas el pasado año y -suficientemente- galardonadas (En un mundo mejor (Hævnen) y El discurso del rey) opten también a los premios. Sin embargo, confiamos en que el sentido común gane algo de terreno en las decisiones de la academia de nuestro continente.

Las películas anteriormente nombradas son las que compiten a Mejor Película, pero existen otros títulos de mucho interés que apuntan también fuerte en las quinielas de otras categorías. El magnífico director húngaro Béla Tarr opta a Mejor Director por su último (para siempre) film El caballo de Turín, y Nadezhda Markina (Elena, del gran Andrei Zvyagintsev) y Tilda Swinton (Tenemos que hablar de Kevin, de la estupenda Lynne Ramsay) optan a Mejor Actriz con dos de las películas de este año que más ganas tenemos de ver. Por otra parte, cabe destacar las nominaciones de la última creación de nuestro genio patrio La piel que habito, con la que Almodóvar solo consigue la nominación a Mejor Compositor para Alberto Iglesias y un anodino Mejor Diseño de Producción. Nosotros pensamos que son pocas.

Los premios se entregarán el próximo 3 de diciembre en Berlín.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s